UDEC “se agrandó” y venció con holgura a UDLA en partido definitorio del Básquetbol Masculino

UDEC “se agrandó” y venció con holgura a UDLA en partido definitorio del Básquetbol Masculino

Diferencia fue de 23 puntos.

Por Prensa ADESUP

Aunque el equipo masculino de básquetbol de la Universidad de Las Américas (UDLA) tenía a su favor la localía en el duelo definitorio de la 1a fase del torneo LDES Biobío, lo cierto es que ello no afectó el rendimiento de la Universidad de Concepción (UDEC), quinteto que dominó las acciones en la mayor parte del encuentro.

Durante el calentamiento previo al partido, los jugadores de ambos equipos ya habían observado quién estaba en cancha y quién no. Son rivales usuales en esta disciplina, acostumbrados cada año a “hacer un gallito” y competir intensamente por el liderato del campeonato. Por eso cuando los del Campanil se percataron de la ausencia de jugadores “clave” en el quinteto laureate – como Gonzalo Ortiz y Daniel Montoya – sintieron que los astros estaban a su favor. Y a ratos pareció que fue así.

De hecho, aunque los dueños de casa anotaron la primera bandeja del partido, los visitantes empataron enseguida y comenzaron una fuerte ofensiva que incluyó robo de balones; contragolpes; pases rápidos y apuestas individuales. UDLA tuvo varias ocasiones para encestar, con lanzamientos de media distancia, bandejas y algunos triples, pero la suerte no estuvo a su favor y – para sorpresa del público que llegó hasta el Polideportivo – falló la mayoría de ellos.

“Los ataques que sean más trabajados”, se escuchó decir al entrenador del equipo local durante el minuto de pausa pedido a su favor. Pero ello no fue suficiente para superar la férrea marca que la UDEC aplicó para cortar el avance de sus rivales y asegurar el primer cuarto de juego por 17 a 7.

En el segundo período, ambos equipos reforzaron su defensa, lo que causó que los primeros lanzamientos fueran imprecisos y que se concedieran varios tiros libre. UDLA mejoró la conversión de triples, que el público agradeció con aplausos. Pero UDEC no cayó en la presión, y contragolpeó con velocidad, asegurando rebotes y lanzamientos bajo el aro. La escasa diferencia en el resultado parcial del período (19 a 17 en favor del Campanil) evidenció el nivel parejo de ambos quintetos.

Algo similar se vivió en el tercer cuarto, donde los tiros libres y las bandejas fueron frecuentes en ambos lados de la cancha. Y aunque el equipo visitante fue superior en los primeros minutos, los dueños de casa remontaron notoriamente su juego durante los últimos instantes, aumentando la cantidad de contragolpes y robos de balones. Pese a ello, una vez más fue la UDEC la que se impuso en este período, con un ajustado parcial de 15 a 14.

A esa altura, el marcador mostraba una diferencia de 13 puntos en favor del quinteto visitante, así que el Campanil no quiso más riesgos y volvió a la cancha con el objetivo de superar con mayor frecuencia la defensa local y, a la vez, ganar los rebotes para asegurar la pelota y forzar faltas. La estrategia fue efectiva, porque la ansiedad se adueñó del quinteto laureate, provocando algunos innecesarios forcejeos entre jugadores rivales. Sin perder el foco, la UDEC continuó sumando bandejas, ante una UDLA que – desconcentrada –malogró muchos lanzamientos a media distancia, y terminó cediendo el último cuarto con un parcial de 16 a 6.

Así, con un marcador final de 67 a 44 (y 23 puntos de diferencia), el quinteto de la Universidad de Concepción se convirtió en el justo vencedor de un duelo que – se prevé – tendrá una anhelada revancha en la segunda fase de este apasionante torneo.

 

Attachment